Noticias

"El Fandi" sale a hombros en el primer festejo de La Blanca de Vitoria

David Fandila "El Fandi"

"El Fandi" sale a hombros en el primer festejo de La Blanca de Vitoria

05 Agosto 2013

Vitoria. (Álava) Toros de Santiago Domecq, pobres de presentación, anovillados, segundo y tercero, con poca fuerza. La plaza tuvo menos de un tercio de entrada.


Manuel Jesús "El Cid": estocada (oreja); y pinchazo y estocada (ovación tras aviso).
David Fandila "El Fandi": estocada caída (oreja tras aviso) y estocada (oreja).
Sebastián Castella: pinchazo y casi entera (silencio); y estocada (oreja).

En cuadrillas, saludaron Javier Ambel y Fernando Gómez, banderilleros de Castella, en el sexto.

 



CUATRO OREJAS CON LOS TENDIDOS MEDIO VACÍOS

El inicio de la feria de La Blanca en Vitoria estuvo marcada por la escasa presencia de público, menos de un tercio de entrada, en una tarde en la que hicieron el paseíllo tres nombres de los que se encuadran en el grupo de figuras: "El Cid", "El Fandi" y Castella, quienes, a la postre, apenas lograron levantar interés en sus respectivas actuaciones.

Claro está que es difícil despertar al público cuando el espectáculo carece de ninguna emoción. Los toros de Santiago Domecq fueron dóciles, blandos, justitos de presentación el segundo y el tercero, y con unas caras poco ofensivas. De esa forma, la labor de los espadas es siempre a favor y así fueron las faenas de una terna que solamente se preocupó en sumar muletazos sin ton ni son.

"El Cid" realizó dos largos trasteos tan intranscendentes como aburridos.

Nunca citó cruzado y apenas se ciñó en algunos muletazos. Cuando ligó alguna serie del primero, el toro acabó perdiendo las manos. En el cuarto, más de lo mismo, pero, salvo un buen natural, nunca llegó a hilvanar una serie sin trompicones; la espada le privó de otro trofeo.

"El Fandi", con un repertorio bullanguero, siempre repleto de precauciones, pasos atrás y muletazos despegados, cortó una oreja en cada toro.

El granadino no estuvo brillante ni en banderillas, a pesar de que el público ovacionara sus despegados pares, siempre clavando a toro pasado. Los trucos para ligar muletazos y superar continuas simulaciones de apuros además de un rápido manejo de los aceros le sirvió para pasear dos orejas.

Los únicos momentos de enjundia los puso Sebastián Castella en el sexto de la tarde, pero no pasó de un esbozo, ya que al toro le faltó fuerza para rematar su buena condición.

El francés ligó muletazos por ambos pitones, pero se vio demasiado trompicado en las series. Al final, otro trofeo con petición de la segunda oreja, hasta cuatro se cortaron, demasiado para lo poco con enjundia que se vio en el ruedo. EFE



 






Ăšltimas Noticias

Ferrera y Angelino a hombros en Tlaxcala
Se dispara la expectación por Diego Ventura en México
Novilleros admitidos en el Bolsín Taurino de Ciudad Rodrigo
Alberto García y Dávila Miura, nuevos apoderados de Rubén Pinar
San Fernando acoge el último tentadero práctico del Encuentro Provincial de Cádiz
Antequera acogerá la VI Capea Solidaria organizada por Jiménez Fortes
Juan José Padilla gana el Memorial Manolo Vázquez que concede el Real Club de Andalucía 'El Aero
Empresa Pagés y Maestranza entregan a la Macarena los beneficios del Festival del 12 de octubre
Perera y Cepeda finalizan su relación
Diego Ventura se reencuentra con Fantasma en la Plaza México
Los presidente de plazas de toros de Espaá y Francia se unen
Los Mano a mano de la Fundación Cajasol llegan a su 50 edición con Curro Romero y Carlos Herrera
Manizales tiene carteles
Villaluenga acoge el tercer tentadero de las Escuelas de Cádiz
Padilla a hombros en su despedida de Guadalajara (Méx)



Subir