Luis Ángel Iñigo

Luis Ángel Iñigo

Informador taurino

12 Septiembre 2018

Cuarto Milenio

Lo que está sucediendo con la Tauromaquia en El Puerto de Santa María, es sin duda un caso para que Iker Jiménez, (investigador de fenómenos paranormales), visite nuestra localidad y realice en ella un programa ya que hay temas para ello. Me permito enumerar algunos:

-Dos años construyendo un pliego de condiciones, que pese a los informes negativos de su incorrecta cimentación, se terminó y acabo derrumbándose por su propio peso.

-Tras la “catástrofe”, se optó por edificar un nuevo pliego, más liviano, previa reunión con los “capos” que se reparten actualmente el pastel taurino.

-La dimisión del Concejal de Plaza de Toros (cargo que únicamente existe en El Puerto), cuando más problemas existían.

-La firma “in extremís” con una empresa para tirar “pa`lante” con una temporada presentada (a pesar de faltar una corrida de toros, una novillada con picadores y dos clases practicas), con el beneplácito de los encargados de velar por el cumplimiento de lo rubricado. Aunque el ciudadano de a pie no sabe con certeza lo que se firmó.

-¿Existirá un “pacto” entre arrendador y arrendatario que haya permitido que se afile la tijera del recorte de temporada?. Tanto si es así como si no, alguien tendrá que tomar cartas en el asunto, pues se tratará de prevaricación o de incumplimiento de contrato, según el caso.

-La desaparición de las cabezas de los toros, lidiados en la inauguración del Palco Real, que estaban expuestas en la Puerta Grande.

-El desprecio político y de algunas entidades que forman parte, con poca voz y nulo voto, de un Consejo de Plaza de Toros, creado para “tapar” las vergüenzas taurinas de los “mandamases de turno”, al merecidísimo homenaje que la Asamblea Taurina de Cádiz organizó en memoria del matador PORTUENSE Victor Manuel Coronado.

-El anuncio de cierre de la Escuela Taurina “La Gallosina”, entidad privada, por falta de apoyo institucional e incumplimiento de los beneficios que para ella se recogen en el pliego de condiciones.

Sin duda alguna todo lo anteriormente descrito son obras de espectros, pero no de los que moran en rincones fantasmagóricos,
abandonados a su suerte, como son el Hospital San Juan de Dios, la “Casa de las Cadenas”, la explanada de la antigua Cofradía de Pescadores, la “Casa de la Aduana”, los cascos de bodegas de la calle Valdés, el “Vaporcito”, el campo de fútbol José del Cuvillo, el bar del Parque de la Victoria, etc. Ni tampoco los que merodean en la infinidad de locales en venta-alquiler en pleno centro histórico.

Sino de los que campan a sus anchas en una casa encantada sita en la Plaza Peral, que tras un largísimo periodo de abandono por fin se restauró.

Falta menos de un año para que estos entes aparezcan como las “caras de Bélmez” por las paredes y vallas de nuestra ciudad, lanzando el alarido de “voooten, voooten…”. Ese es el momento para que los aficionados taurinos hagamos el conjuro para guiarles hacia la luz eterna donde puedan descansar en paz sus almas en pena.

Pero cuidado, después de acabar con estos, debemos estar “ojo avizor” para que los nuevos moradores de dicha casa hechizada, no se conviertan en seres malignos, que “donde hoy dicen digo, mañana digan Diego”, ya que podemos tener una nueva pesadilla que dure como mínimo cuatro años.

Luis Ángel Iñigo.
 




Últimas Opiniones

Breve pero intensa (14 Septiembre 2018)
Cuarto Milenio (12 Septiembre 2018)
Un abono exprés con un nuevo matador de El Puerto (04 Septiembre 2018)
El Puerto. Menguada y pobre temporada (29 Agosto 2018)
Toros en el Puerto (Cuesta abajo y sin frenos) (25 Agosto 2018)
Pepín Liria y el “tio” de la chistera. (13 Julio 2018)
Y a los dos años….regresó (30 Junio 2018)
Explosión de arte y torería en Ubrique (11 Junio 2018)
El día que David pudo con Goliat (08 Mayo 2018)
José Tomás reaparece en Las Palomas. Variedad en los carteles con la ausencia de David Galván (07 Mayo 2018)


Subir